domingo, 22 de febrero de 2015

Tarta de crema y yema tostada

Hace tiempo que no hago ninguna entrada en el blog, aunque sí he estado horneando, pero no encontraba el momento de escribir, sobre todo porque estaba ocupada haciendo los disfraces de carnaval, que aunque mi hermana es la de las manualidades en la familia Con Estas Manitas yo suelo hacer mis cositas jeje, así que ahora tengo varias recetas acumuladas.

Bueno pues comienza Febrero y con él llegan muchos cumpleaños familiares, con sus tartas, sus dulces varios, sus comilonas, sus empachos....

El primero es el de mi madre y aunque ella siempre es la que ha hecho los bizcochos y dulces en casa, últimamente soy yo la que se lo lleva ya preparado a modo de sorpresa.

Esta vez nos pusimos de acuerdo los tres hermanos en hacer la tarta favorita de mi madre, el bizcocho de yogur, el de toda la vida, relleno de crema pastelera, que le encaaaaantaaa, y cubierto de yema tostada, su favorita de todas las coberturas!!!!



Aunque la receta de yogur seguramente tod@s la sabéis yo la vuelvo a escribir, por si hay alguien que no la conozca aún.

Ingredientes: 

Para el bizcocho
  • un yogur de limón
  • (tomando como medida el vasito de yogur) un vasito de aceite
  • dos vasitos de azúcar
  • tres vasitos de harina
  • un sobre de levadura
  • 3 huevos XL o 4 huevos L
  • ralladura de un limón
Para la crema pastelera

  • yo usé un preparado de crema pastelera del lidl (soy fanática de las cosas de repostería del lidl) 
Para cobertura de yema tostada

  • 125 ml de agua
  • 100 gr de azúcar
  • 3 yemas de huevos
  • 1/2 cucharadita de mantequilla
  • 1/2 cucharadita de maizena
  • un poco de leche, muy poco
  • azúcar moreno para quemar (en su defecto azúcar blanco)
Elaboración:

(para un molde de 23 cm de diámetro)

Primero haremos el bizcocho, yo quería que la tarta fuera alta, muy alta, por lo tanto hice dos bizcochos iguales para luego cortar cada uno por la mitad,así tendría mi tarta cuatro pisos, pero yo os he puesto los ingredientes para un solo bizcocho,ya decidís vosotras si hacéis uno o dos para que sea más alta o menos.

Precalentamos el horno a 175º y engrasamos nuestro molde untándolo con mantequilla y espolvoreándolo con harina,



Separamos las claras de las yemas y batimos esas claras, cuando estén espumosas les añadimos el azúcar y cuando se mezclen bien añadir las yemas y continuar batiendo, a continuación añadir el aceite y el yogur y la ralladura de limón y seguir batiendo.



En otro recipiente tamizar la harina con la levadura y luego agregarla a la mezcla anterior  e integrar bien.



Luego lo vertemos en el molde que engrasamos al principio y lo metemos al horno a 175º unos 25-30 minutos o bien hasta pinchar con un palito y que éste salga limpio.

Dejar reposar unos 3 minutos y luego desmoldar y dejar enfriar por completo sobre una rejilla. 


Cuando esté completamente frío cortar por la mitad, con una lira es mejor porque así sale todo a la misma altura, pero si no tenéis pues con un cuchillo te puedes apañar.



Mientras elaboramos la crema pastelera. Yo como os he comentado he usado el preparado de crema pastelera del lidl, que es de muy fácil preparación, sólo hay que seguir las instrucciones del envase.

Después vamos untando un poco de crema por cada capa del bizcocho y vamos montando la tarta y reservamos en la nevera mientras preparamos la cobertura de yema tostada.



Para hacer la yema tostada ponemos en un cazo el agua con el azúcar y lo ponemos al fuego fuerte removiendo hasta que hierva y dejarlo hirviendo unos 3 minutos más sin parar de remover, después apartar del fuego y reservar.

Por otro lado disolver la maizena con un chorrito de leche. En otro cuenco aparte batir las llemas y verter sobre ellas la maizena disuelta con la leche y mezclar bien.

Sobre esta mezcla de yemas con maizena verter el almíbar del cazo que reservamos pero en un chorrito muy,muy fino y batiendo al mismo tiempo muy rápido y sin parar, para que las yemas no se cuajen con el calor del agua, e inmediatamente poner al fuego sin dejar de remover y cuando espese retirar del fuego y añadir la mantequilla que derretiremos con el propio calor de la crema removiendo.

Verter poco a poco sobre la superficie de la tarta hasta cubrir completamente, espolvorear azúcar moreno y quemar con el soplete.



Por último para decorar la tarta, y esto ya es cuestión de gustos, yo cubrí los laterales con más crema pastelera que aún me sobró y le fuí poniendo a puñaditos lascas de chocolate.

Ahora a disfrutar!!!!!!







FELICIDADES MAMÁ, TODA ESTA REPOSTERÍA ES POR TI!!!



No hay comentarios:

Publicar un comentario